financebyluli

Finanzas

5 Razones para crear un fondo de emergencia

Es un colchón sobre el cual te podes recostar en momentos difíciles.

5 Razones para crear un fondo de emergencia

Un Fondo de Emergencia, es una herramienta de gestión de riesgo. Está compuesto por una cantidad de dinero que se encuentra en reserva en algún lugar separado de aquel necesario para cubrir los costos fijos, variables y el ahorro. Dicho dinero puede ser utilizado sólo en caso de emergencia, como dice su nombre, o para gastos inesperados que no se pueden abordar de otro modo.


El fondo está pensado para situaciones como la ruptura del auto, el despido del trabajo o la baja en la actividad como consecuencia del coronavirus, por ejemplo. El valor del mismo debe ser el equivalente a 6 meses de costos fijos.


Es muy importante decidir dónde se resguardará el dinero mientras no tenga que ser utilizado. Hay dos opciones recomendables que tienen riesgo bajo y alta disponibilidad en caso de necesidad: el dinero en efectivo y la inversión en fondos comunes de inversión de liquidez inmediata. Lo ideal sería que esté invertido para poder obtener una rentabilidad sobre los fondos pero hay que tener especial atención en el elemento seleccionado para dicho fin.


Las 5 razones por las cuales recomiendo que cada uno arme su propio Fondo de Emergencia son las siguientes:


1- Salida rápida ante emergencias. Si tenés un problema podes hacer foco en tratar de resolverlo porque el tema financiero ya lo tenés resuelto.


2- Tranquilidad y estabilidad. Tener un respaldo genera tranquilidad, un colchón financiero reduce el estrés y las preocupaciones. Mala salud financiera puede llevar a mala salud mental.


3- Protección antes malas decisiones financieras. En un momento de necesidad suele suceder que los individuos recurran al banco y acepten el préstamo más ágil sin detenerse en estudiar las condiciones de los mismos. Probablemente las altas tasas de interés y el descalce financiero que esta situación provoca terminen complicando las finanzas personales por extensos períodos de tiempo.


4- Orden financiero para ahorrar. Cuando tenemos claro cuánto dinero será destinado a cubrir costos fijos y variables, y cuánto al fondo de emergencia se podrá identificar el monto disponible para ahorrar sabiendo que este dinero no tendrá que ser utilizado en situaciones de emergencia.


5- Cumplimiento de otras metas financieras importantes. Tener nuestras finanzas en orden y reducir el nivel de incertidumbre con respecto a imprevistos, permite planear vacaciones, modificaciones en la casa y gastos extraordinarios, por ejemplo. Podemos poner foco en hacer aquellos gastos que siempre quisimos llevar a cabo pero no los hacíamos por miedo a que pase algo y se necesite dicho dinero.


Dados los beneficios que conlleva armar el Fondo de Emergencia considero fundamental que todos lo empiecen a armar en la medida de lo posible. Para ello les propongo algunos pasos a seguir: establecer metas pequeñas mensuales de ahorro para este fin, elegir reducir otros gastos para incrementar el fondo de emergencia hasta llegar al nivel buscado, utilizar aplicaciones tecnológicas que te ayuden y por último mantener el dinero accesible pero lejos de la tentación de gastarlo en aquello que no sea una emergencia.